Opiniones

Deben aprender a sacrificarse: cómo no educar a una hija

24.06.2013

Héctor G. Barnés - El Confidencial, 24 de junio 2013.

Se dice que nunca antes en la historia del hombre hemos mimado y sobreprotegido tanto a nuestros hijos, y es bastante posible que así sea. Una de las críticas más habituales realizadas a los padres modernos es que han intentado, por todos los medios, que sus hijos no sufran lo más mínimo, y que no realicen grandes esfuerzos. Pero, de esa manera, al llegar a la edad adulta no están preparados para afrontar los retos, dificultades y peligros que encierra esta etapa vital. Una reciente historia ocurrida en Francia ilustra bien esta situación, y nos lleva a preguntarnos si no estaremos yendo demasiado lejos en la protección de nuestros hijos.

Ojo a la trampa de la conciliación

Ojo a la trampa de la conciliación

Las familias con niños perdieron de la noche a la mañana dos de sus principales recursos de conciliación, las escuelas y los abuelos. Y las que tienen mayores o dependientes a cargo quedaron sin apoyos fundamentales como los centros de día o la ayuda a domicilio, o...